30 de diciembre de 2011

A modo de epílogo


Estoy terminando un año complicado. Lo más difícil fue adaptarme a una realidad desconocida, distinta, en todo sentido. Creo que decepcioné a algunos y por esa decepción fui destinatario de libelos oscuros.

Pero, pese a todo esto, salí fortalecido porque políticamente, mis lealtades no se negocian y mis libertades no están en venta.

A principios de este año escribía «Dios no desconoce los obstáculos, pero nos capacita para superarlos. No economiza los problemas, sino que nos hace descubrir nuestra vara para vencerlos. Hay muchos que preferirían que Dios suprimiera las adversidades, para no sufrir ni hacer ningún esfuerzo extra; pero la didáctica divina es prepararnos y fortalecernos para vencer toda dificultad en el camino de conversión.

Dios no usa nunca la ley del menor esfuerzo, porque eso conlleva al egoísmo y la falta de carácter, sino que nos da la oportunidad de medir nuestras fuerzas y que nosotros nos demos cuenta que podemos salir victoriosos.»


No tengo más ambiciones que aquellas que Dios con su infinita bondad me permite; «la tortura de una mala conciencia es el infierno de una alma viviente» dijo el teólogo francés Juan Calvino, por eso, camino tranquilo por las calles. Además, como lo dije antes la vida es transitoria y quien no la ha vivido en plenitud, tiene que levantar mausoleos para ser recordado por la historia; los privilegios y riquezas nos hacen insensibles al dolor y al sufrimiento de los demás.

«¿No tienes enemigos? ¿Es que jamás dijiste la verdad o jamás amaste la justicia?» se pregunta Santiago Ramón y Cajal. Por ello pienso en aquellos que se etiquetan como mis enemigos, para su decepción, yo no los considero así, son mis contemporáneos y de una u otra forma siempre cruzamos los caminos; deseo para ellos toda la prosperidad que se merecen, al fin y al cabo Dios hace salir el sol sobre buenos y malos.

Dios me permitió conocer a otras personas muy lejanas que me sostuvieron con sus oraciones y con gestos tan transparentes que aprendí, por los escritos, a conocer el color de sus ojos y el tono de sus voces. A ellos les deseo la paz de Dios.

2012 es el año de los sueños. Pablo Coelho, dice que «el primer síntoma de que estamos matando nuestros sueños es la falta de tiempo; el segundo síntoma de la muerte de nuestros sueños son nuestras certezas. El tercer síntoma de la muerte de nuestros sueños es la paz. La vida pasa a ser una tarde de domingo, sin pedirnos cosas importantes y sin exigirnos más de lo que queremos dar. Pero, en verdad, en lo íntimo de nuestro corazón, sabemos que lo que ocurrió fue que renunciamos a luchar por nuestros sueños.»

Animo, no hay peor cosa que la no se intenta; el sol, aún no se ha puesto por última vez. Nadie se embarca en una lucha más dura de aquel que busca vencerse a si mismo. Y esta debería ser nuestra tarea: vencernos, volvernos cada día mejores y progresar siempre más en el bien.

Mis deseos de paz, mucha paz y prosperidad.

Fraternalmente,

12 comentarios:

  1. Es verdad. La pedagogía de Dios es distinta a la nuestra. Los que somos padres sabemos que los hijos han de carse, magullarse a veces, sentir que no pueden tener todo a gusto de sus caprichos , que han de aprender a renunciar, que han de aprender incluso a sufrir en pos de hacerse más humanos. Pues cuánto más sabrá hacer nuestro Padre Dios. Sin duda le dolerá nuestro dolor y cada piedra del camino pero El sabe en su infinita sabiduría que debemos crecer y no sólo en humanidad sino en santidad.
    Pero también sabemos que en cada prueba está a nuestro lado dandonos las gracias que necesitamos en cada momento. Así crecemos en humildad al reconocer que por nosotros mismos nada podemos.
    Tú no sufras por las caídas, no sufras por si alguien no te ama, no pienses en tus enemigos pues como bien dices también son hijos de Dios. No dejes que el enemigo aproveche para manejar tus afectos. Mejor pon tu mirada solo en Dios y pide por esos enemigos. El Padre Darío Betancourt dijo en un retiro que en el momento en el que Dios te concede la gracia de orar por tus enemigos en ese momento dejaron de serlo.
    Te deseo un año nuevo en todos los sentidos y que lo estrenes lleno de Dios. Con su fuerza todo lo puedes. ¿Quién como Dios, verdad ?

    Feliz año y un gran abrazo en Cristo nuestro Señor

    ResponderEliminar
  2. ¡Muy profunda tu reflexión!
    Muchas gracias!
    Feliz y muy santo 2012! Lleno de Amor Paz, alegría...
    Dios te bendiga!!!

    ResponderEliminar
  3. Querido amigo como dice La Palabra "el oro se purifica en el fuego, nuestra fe se purifica en las pruebas."
    Que Dios, nuestro Señor te acompañe a lo largo del nuevo año.
    ¡FELIZ Y SANTO 2012!
    Dios te bendiga!

    ResponderEliminar
  4. Me alegro infinitamente que hayas podido enfrentarte a esos obstaculos y que al final hayas salido fortalecido, me alegra verte aqui cada día porque sé que eso quiere decir que todo va "bien"... que el tesoro que anhela poseer tu corazón, la paz, no te es ajeno...
    Dios te colme de ella, y te la de por siempre.
    Dios te de un feliz y Santo año 2012.
    Un fuerte abrazo con el corazón.

    ResponderEliminar
  5. Luchemos por nuestros sueños y que los tuyos se conviertan en realidad en este 2012.
    Un afectuoso saludo y mis mejores deseos.

    ResponderEliminar
  6. Don Claudio, muchas bendiciones para el 2012. Un gran abrazo. FELIZ AÑO NUEVO!!!

    ResponderEliminar
  7. Mayte, carismática amiga, que el Señor te bendiga. Un gran beso. Feliz y Santo año 2012.

    Arcendo, que el año 2012 permita que sigas dando tan buenos frutos para que todos sigamos creciendo. Un abrazo

    Marian! Feliz y Santo Año. Que el Señor vuelva su rostro sobre vos y te de abundante paz. Un beso

    Alicita, a vos también! Así son los vaivenes argentinos. Un enorme abrazo. Deseo para vos y toooda tu familia mucha paz y un 2012 bellísimo.

    Visi, Amado Nervo dijo que "el signo más evidente de que se ha encontrado la verdad es la paz interior" y vos la encontraste amiga. Tu sabiduría es infinita y bendecida por Dios. Tu tesoro más preciado es tu enorme generosidad. Dios te bendice. Te abrazo con el corazón

    Claudia, que 2012 permita que los buenos frutos de tu prédica del 2011 se multipliquen, es una gran bendición para quienes te leen. Un beso y la paz del Señor.

    ¡Gloria a Dios!

    ResponderEliminar
  8. Magda, Magda ¡cuanta bondad en tu corazón! ¡cuanto compromiso con el Señor!
    Te deseo un feliz y santo año 2012 amiga.
    Un beso

    ResponderEliminar
  9. Que el año 2012, que comienza mañana, sea un año en el que Nuestro Niño, que acaba de nacer, y su Madre, María Santísima, os llene de bendiciones, alegría y amor.

    ¡¡¡Muchas felicidades!!!

    ResponderEliminar
  10. Pues me has dado un motivo para dar gracias a Dios. A veces no captamos todo lo que hay detrás de unas líneas. Te doy las gracias por todo lo compartido. Santo y feliz 2012. Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Capuchino, Angelo Dios los bendiga y le doy gracias a El por haberlos conocido, por sentir tanta generosidad venida de ustedes!
    Un fuerte abrazo
    Feliz y Santo 2012!

    ResponderEliminar

«Porque la boca habla de la abundancia del corazón.» (Mt. 12, 34) Por lo tanto, se prudente en el uso de ellas y recuerda que en este blog no se aceptan los comentarios anónimos.