28 de diciembre de 2011

Ahora...

Paz y bien!
Quiero ser consciente de que la felicidad no depende de cuánto poseo, sino de cómo amo. Por eso son felices los pobres sin envidia o resentimiento, y hay ricos sin egoísmo y sin apegos.

Mi misión es encender lámparas por doquier con el fuego de la verdad y el poder de la bondad. El desafío es amar de verdad, porque el odio nos esclaviza y la soberbia nos aísla.

Pido al Padre que me dé humildad y no actúe como aquellos que la única verdad que aceptan es la suya. Mi luz está en creer, mi energía en esperar, mi alegría en servir y mi tesoro en amar.

El mayor bien que puedo adquirir es la paz del corazón y la mejor conquista es controlar mis emociones. Elijo ser compasivo y abierto al perdón, ya que sólo así estoy bien en el presente y puedo esperar días mejores.

Mañana es una palabra peligrosa y gaseosa, es el cementerio de muchos sueños y el freno de valiosas iniciativas. Mañana suele ser el refugio de los inseguros y la excusa predilecta de los mediocres y los indolentes.

Mañana es un término que rehuyen los apasionados y le encanta a los mediocres y los tibios. Los que acostumbran decir mañana, están bien lejos de sus metas y muy cerca de la frustración.

Mañana es el lema de los fracasados, el canto de los perezosos y el himno de los inconstantes. En la playa de la vida encontraré la roca firme de los que aman el hoy y los castillos de arena de los que dicen mañana.

Por eso quiero amar ahora, actuar ahora y vivir intensamente el instante, ya que es mi único tesoro. El ayer es un sueño, el mañana una ilusión y sólo el hoy es real. El mañana es etéreo; hoy es el día para amarte, amar y ser feliz. 
Fraternalmente,



___
La huellas de Gonzalo Gallo

4 comentarios:

  1. Por eso quiero amar ahora, actuar ahora y vivir intensamente el instante, ya que es mi único tesoro. El ayer es un sueño, el mañana una ilusión y sólo el hoy es real.

    ¡Que hermosa y profunda reflexión Claudio!.La voy a reflexionar esta tarde.¡Muchas gracias!
    Dios te bendiga!!!

    ResponderEliminar
  2. ¡Gloria a Dios!
    Marian, un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  3. Has trazado todo un plan de vida inmejorable... solo para hoy... Quiero hacer mía cada frase de las que has escrito y vivirlas cada "hoy" de mi existencia.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Un abrazo amiga... algunos lo llaman "magia".

    ResponderEliminar

«Porque la boca habla de la abundancia del corazón.» (Mt. 12, 34) Por lo tanto, se prudente en el uso de ellas y recuerda que en este blog no se aceptan los comentarios anónimos.