5 de febrero de 2011

Nuestra Señora de La Sallete


Acuérdate Nuestra Señora de La Salette, de las lágrimas
que has derramado por nosotros en el Calvario.

Acuérdate también del cuidado que tienes siempre por tu pueblo
para que en nombre de Cristo se deje reconciliar con Dios.

Y mira si después de haber hecho tanto por tus hijos
¿podrías acaso abandonarlos?

Reconfortados por tu ternura, oh! Madre,
aquí nos tienes suplicándote
a pesar de nuestras infidelidades e ingratitudes.

Confiamos plenamente en ti, oh! Virgen Reconciliadora.
Haz que nuestro corazón vuelva hacia tu Hijo.

Alcanzanos la gracia de amar a Jesús por encima de todo
y de consolarte a ti con una vida de entrega
para la gloria de Dios y el amor de nuestros hermanos. Amén.


Paz y bien en el Señor Jesús y en su Santísima Madre,

7 comentarios:

  1. Confiamos plenamente en ti, oh! Virgen Reconciliadora.
    Haz que nuestro corazón vuelva hacia tu Hijo.Gracias hermosa oración unidos en oración y un abrazo fuerte

    ResponderEliminar
  2. Madrecita querida,
    permite que nosotros
    hijos de Dios por medio
    del Hijo Jesucristo;
    seamos capaces de volver
    nuestros ojos a su gracia,
    dejarnos guiar por la
    sabiduria del Espirito Santo
    y asì poder reconciliar
    ese amor del cual tu Madrecita querida eres el ejemplo màs vivo y fiel en nuestro mundo. Amen.

    Esta es mi respuesta a esa hermosa oraciòn de la entrada.

    Un fuerte abrazo.

    Fra Rodolfo de Jesùs O.Carm

    ResponderEliminar
  3. Nuestra Señora de La Sallete, una hermosa y dedicada entrada en su homenaje.
    Un abrazo y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  4. Siempre a Jesús por María y María en todas partes...
    "Alcanzanos la gracia de amar a Jesús por encima de todo y de consolarte a ti con una vida de entrega..."
    Gracias Claudio, un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Santa María, Madre de Dios
    ruega por nosotros.

    Un abrazo mi querido amigo y que nuestra Mamita del Cielo te conduzca por caminos bendecidos.

    ResponderEliminar
  6. Primera vez que escucho música en tu blog. Es bellísima.
    Dios te bendiga!

    ResponderEliminar
  7. ¡Gloria a Dios! Un fuerte abrazo en Cristo a tod@s

    ResponderEliminar

«Porque la boca habla de la abundancia del corazón.» (Mt. 12, 34) Por lo tanto, se prudente en el uso de ellas y recuerda que en este blog no se aceptan los comentarios anónimos.